Profile picture for user miguel.villaescusa
Miguel Villaescusa Dec 17th, 2020

Teletrabajo: evolucionando el sector y la sociedad


La reciente alerta sanitaria generada por la pandemia nos ha obligado a todos los sectores a evolucionar, acelerando en muchos casos procesos y modelos existentes que no tenían demasiada implantación como es el caso del teletrabajo. Tanto empresas, como empleados nos hemos visto en la situación de organizar nuestra actividad y adaptarnos a este modelo, que desde mi punto de vista, cuenta con múltiples ventajas.

Las encuestas que se han realizado hasta la fecha en múltiples sectores, muestran un elevado grado de satisfacción con el modelo de teletrabajo que se está realizando en la actualidad y eso que es un modelo forzado, sin posibilidad de combinar con el trabajo presencial y con los inconvenientes derivados de la pandemia.
El modelo de teletrabajo por el que debemos apostar, es un modelo mixto que combine las ventajas y beneficios de la actividad desde casa con las ventajas y beneficios de la actividad presencial.
Las ventajas de este modelo para nuestro sector, son muchas, y me gustaría señalar algunas de las más importantes:

  • A día de hoy, permite evitar cualquier riesgo que ponga en peligro, en un futuro, la prestación de los servicios gestionados desde el site (riesgo nueva pandemia y otros posibles casos de fuerza mayor). Asegura la salud de los trabajadores evitando contagios intracentro. Adicionalmente, de cara al futuro, construyendo un modelo de contingencia para el servicio, en caso de inoperatividad en el centro, tener un volumen de teletrabajo garantiza esa contingencia.
  • Conciliación de la vida personal y profesional. Ayuda a la conciliación del trabajador, lo que redunda en mayor rendimiento del servicio. Esto puede llevar a una motivación extra, beneficiando también la atracción y retención de talento por parte de las empresas, así como la productividad y el compromiso.
  • Adaptación del horario de trabajo en función de las necesidades de los clientes. Supone mayor flexibilidad del trabajador para la adaptación de su horario laboral al requerido por el proyecto, mejorando así la planificación de los turnos en referencia a las necesidades de clientes y trabajadores. También posibilidad de contratación de jornadas, mayor facilidad a la hora de necesitar ampliaciones puntuales de horas, etc.
  • Ahorro de gastos y tiempo para los empleados. Supone un ahorro considerable en gastos de desplazamientos, comida, ropa, etc, así como del tiempo invertido en los traslados y desplazamientos.
  • Retención del talento. Puede fidelizar a los mejores empleados que valoran esta forma de colaboración como un plus que mejora su calidad de vida.
  • Reduce el absentismo laboral. Reduce el absentismo laboral ya que el trabajador tiene una disposición de horario para poder recuperar horas o trabajar en otro turno, además de que la propia conciliación y flexibilidad que proporciona reduce el absentismo de por sí.
  • Mejora de perfiles potenciales. Se ha demostrado que el teletrabajo facilita el acceso a más y mejores perfiles de empleados cuando se trata de cubrir orarios nocturnos, festivos, fines de semana, idiomas poco frecuentes, y trabajos de cualificaciones muy específicas vinculados a nuevas tecnologías, ya que al trabajar desde casa le resulta más fácil compaginar estos horarios con la actividad diaria o necesidades personales. Se amplia también el ámbito de búsqueda ya que no es necesario que los empleados vivan cerca de su lugar de trabajo, facilitando así el acceso a más candidatos. 
  • Con la inversión tecnológica adecuada, que requiere inversiones aplicadas a cada servicio y operativa, se consiguen las mismas e incluso mayores eficiencias, cumplimientos de KPIs, etc., garantizando la correcta gestión de los servicios que prestamos. 
  • El teletrabajo puede servir de gran ayuda para frenar la despoblación rural, y para mitigar las consecuencias del cambio climático. Posibilita el cambio de vivienda familiar sin condicionante de distancia al lugar de trabajo, ofreciendo una gran oportunidad a los proyectos de repoblación en el mundo rural, y descongestionando las ciudades y la contaminación asociada al transporte. La repoblación de zonas rurales con este tipo de trabajos a distancia, dinamizaría, así mismo, el resto de sectores rurales.

En definitiva, estos son solo algunos de los beneficios que puede traer consigo la evolución del teletrabajo, y que gracias a la transformación digital de nuestro sector, ya han empezado a conseguirse. Debemos seguir avanzando para lograr todos estos y muchos más.

Compartir Enviar a un amigo